Jul 18

“Amar y yo” en Trece Ocho Studios


Rest Day | Todos los atletas descansan…

Smart, not hard.

Esta frase la escuché de uno de los participantes de la Ruta de los Conquistadores, el año en que preparé a Fer, en términos de fuerza para ese evento.

Una de las cosas que hice fue ir a un punto en Prusia y esperarla con una botella como parte de su estrategia. Dicha transacción duro alrededor de 10minutos en total, de las 4hrs que estuve ahí. Se podrán imaginar que en ese tiempo, conocí gente muy interesante.

Entre bicicletas de hasta $10mil de valor, pasó un hombre que supo destacar. El no venía impresionando a nadie, el no venía ocultando su miseria ni su dolor. El no venía con el tope de línea de la moda, ni la mejor de las bicis. Probablemente todo lo contrario.

Luego de eso, sacó una bolsa enorme de Skittles, sacó un puño entero y se los comió frente a mi, ambos nos reímos y mientras claramente iniciábamos una buena conversación. Me tiró esta perla de consejo, para la carrera, para la vida. Smart, not hard.

Luego de eso cerró con un comentario extra “ellos puede que tengan mejores bicicletas, pero yo tengo la sonrisa más grande”. Luego de eso se fue a lo que estoy seguro fueron terribles 2 días más de bicicleta, barro, lluvia y miseria. La cual le debe de haber dado mucha dicha, gracia y alegría.

Ese nivel de liberación es el justo y necesario para lograr disfrutar de esta vida y todo lo que nos pasa en ella. No importa que este sucediendo en este momento, lo más importante es entender que lo mejor es pensar en la solución inteligente. Poner la felicidad y plenitud antes que nada, así como el dejar de pensar en lo que los demás hacen, tienen o el equipo que llevan en esta vida para lograrla.

Piense en usted, controle su vida, sus oportunidades, sus medios, sus posibilidades, enfóquese en sus metas, sus objetivos y en su proceso, sonría ante lo bueno y el doble ante lo malo. Y recuerde que, todo lo que usted busca afuera, en el entorno y en los demás, no está en ningún otro lugar más que adentro suyo.

Recuerde que siempre es más importante apuntar pulgares, que apuntar índices.

Deja un comentario